Origen del apellido ABADES y significado del apellido ABADES:

El noble linaje de los Abad o Abades, que todo es uno, procede del señorío de Vizcaya. A su vez, salieron de estos solares los fundadores de varias ramas del apellido Abad, que se extendieron por diversas regiones de España y América. En la rama de Valencia, de la casa fundada en los años de 1167 en el valle de Tena, de las montañas de Jaca, por Martín Fernández Abad, señor de Castellanos, procedió Pedro Abad, a quien el abad y los monjes del monasterio de Ripoll enviaron a expensas suyas, capitaneando un tercio de tropas, a la conquista de Valencia. Fue también de los que ganaron Alcoy en l255, donde quedó heredado, extendiéndose su descendencia por las villas de Muro, Játiva, Elda y Novelda. En varios nobiliarios, al hablar de este apellido, se dice que los Abad de Aragón y Valencia, por la desgraciada muerte de un pariente, comenzaron a vestir de negro y empezaron a llamarse Abades, dejando durante algún tiempo de usar el apellido que antes tenían. De ahí el que los apellidos Abad y Abades sea uno mismo.Noble y muy antiguo linaje de Vizcaya. La casa troncal primitiva radicó en el Valle de Gordejuela. Descendientes de esta casa fueron los Castro-Abad, como así también los fundadores de los solares secundarios en las anteiglesias de Dima y de Ceánuri, del partido judicial de Durango (Vizcaya), y de la de Marín, en el Valle de Léniz (Guipúzcoa). A su vez salieron de esos solares los progenitores de importantes ramas del apellido Abad, en Castilla, Asturias, Aragón, Valencia, Andalucía, Sicilia y América. El estudio de dichas ramas no corresponde a esta obra, pero al lector que le interesen noticias de ellas, las encontrará en nuestra «Enciclopedia Heráldica y Genealógica», información del apellido Abad. Vasco, cuya primitiva casa solariega radicó en el valle de Gordejuela, extendiéndose después por toda la Península y América. La rama de Castilla desciende de Martín Fernández Abad, que en el siglo XII bajó a luchar contra los árabes, formando su casa en las cercanías de Ocaña. La rama de Valencia la fundó Pedro Abad, que intervino en la conquista de Alcoy en 1255, donde fundó su casa. Algunos de sus descendientes se extendieron después por Andalucía. Los Abad de Vizcaya se apellidaron Abbad. Hubo otra rama en Santander. De los Abad aragoneses descendió Palmario Abad, que, en tiempos del rey D. Pedro de Aragón, fundó casa en Nápoles y de él proceden los Abad de Sicilia. Los de Andalucía se extendieron por América en el siglo XVI.